Bruxismo

El bruxismo consiste en apretar y rechinar los dientes inconscientemente, generalmente por la noche y en consecuencia de estrés, ansiedad o falta de sueño.


Bruxismo
Saltar a sección

¿Qué es el bruxismo?

Hay dos tipo de bruxismo:

1- Bruxismo primario: Apretar y rechinar los dientes por la noche que se desconocen las causas de la lesión.

2- Bruxismo secundario: Consecuencia de estrés, alteración del sueño o ansiedad

La gente que padece de bruxismo aprietan involuntariamente los dientes fuertemente moviéndolos hacia detrás y hacia delante constantemente, desgastando así los dientes.

Síntomas

Frecuente

Dolor de cabeza

Dolor de cabeza y cervical con sensación de pesadez de la cabeza

Frecuente

Dolor de la mandíbula

Dolor sobre todo en las primeras horas de la mañana en la mandíbula con sensación de rigidez

Posible

Trastorno del sueño

Insonmio, dificultad del sueño, disminuyendo de la calidad del sueño, con sensación de no descansar por la noche

Causas

Causa

Ansiedad-estrés

Una época de estrés o ansiedad provoca un bruxismo ya que el estrés conlleva a permanecer los dientes apretados constantemente por no imposibilidad de relajarse.

Causa

Alineación incorrecta de los dientes

Si los dientes no están alineados correctamente, se conlleva a una oclusión incorrecta y en consecuencia un desgaste de uno de los lados de la mandíbula.

Causa

Disfunción del sistema nervioso

Una alteración de los nervios de la mandíbula que hacen mantener con contracción constante de la musculatura de la mandíbula.

Causa

Postura

La postura inadecuada de las cervicales conlleva a una mala alineación de la mandíbula y en consecuencia un aumento de presión de los dientes.

Diagnóstico

Evalúa tus síntomas

En 2 minutos puedes evaluar tus síntomas con nuestra tecnología para saber la causa de tu dolor.

Evalúa tus síntomas
Technology by
logo
Empezar
Prevalencia

Prevalencia y epidemiología

Mujer
20-40 años
40-60 años
60-80 años
Hombre
20-40 años
40-60 años
60-80 años
Tratamiento

¿Cómo actuar ante el dolor?

Para aliviar los síntomas sigue los siguientes consejos:

Ejercicios relajantes

Se recomienda utilizar recursos como música relajante, ejercicio moderado (caminar, yoga, pilates, etc.) para disminuir el estrés

Férulas

Las férulas dentales, controlan la presión involuntaria ejercida sobre los dientes sobre la noche

Corregir la postura

La correcta postura tanto de la columna cervical como dorsal es importante para un buen movimiento de la mandíbula

Calor

Aplicar calor por la noche para relajar la musculatura de la mandíbula y aliviar el dolor

Automasaje

Masajear la musculatura de la mandíbula te ayudará a disminuir la contractura muscular y disminuir la sensación de rigidez de la mandíbula

El estrés

Evitar los episodios de estrés y de ansiedad con las recomendaciones descritas anteriormente

Café, té y alcohol

Disminuir el consumo del café, té y alcohol sobretodo en las últimas horas del día para asegurar un buen descanso

FIsioterapia

Beneficios de la fisioterapia

La articulación temporomandibular es la articulación que más utilizamos durante el día y por ello, hay que tratar con especial cuidado las patologías de la misma. El bruxismo puede llegar a limitar y condicionar mucho las actividades de la vida diaria. Por ello, es importante consultar con fisioterapeutas expertos los cuales evaluarán la situación y determinarán el tratamiento a seguir. Este tratamiento suele constituirse de:

Técnicas de valoración para identificar la causa

Técnicas como la punción seca o masajes para relajar la musculatura

Electroterapia para aumentar el aporta sanguíneo a la zona dolorosa y disminuir el dolor

Técnicas manuales para corregir la la postura cervical

Enseñar ejercicios para fortalecer la musculatura debilitada

Enseñar hábitos de vida para mejorar las posturas tanto cervical como dorsal

Tiempo de recuperación

10
Días
Con tratamiento de
logo
20
Días
Sin tratamiento

Patologías relacionadas